martes, 3 de enero de 2012

El traje de pastora 2

Bueno, os voy a poner fotos de cómo quedó el traje de pastora de la nena.


No había madre más orgullosa ese día en la guardería... La nena estaba preciosa. Además, es que la nena es muy graciosa, e iba ella paseándose alegremente. Aquí hace muy buen tiempo, con body y mangas se esta estupendamente, y ella se lució.
En la fotos tiene el delantal torcido, pero aún así se puede ver que el traje era muy bonito (no es que yo lo diga...). Se puede mejorar... todo. El pañuelo es muy chico, el chalequillo ya sabéis que fue un desastre, la cinta del delantal, el adorno de la falda... esas cosas que vemos como un mundo cuando lo has hecho. Pero vamos, orgulllo total y super motivación para lo siguiente.
Os pongo un poco detalles del traje. Como veis, era falda con enagua, delantal, chalequillo y pañuelo.
Aquí podéis ver con detalle la puntilla de la enagua, que es muy bonita.
Aquí está el chalequillo y como arreglé un poco la pifia que había armado con el cuello. Cogí la cinta de terciopelo que compré para adorno de la falta y se la cosí. Primero lo descosí, para que se quedara sólo una costura, claro. Y bueno, al menos, se disimuló un montón el estropicio que había montado.
La puntilla de las enaguas fue mi vietnam particular. No tenía manera de coser el bajo poniendo la puntilla todo a la vez. La cuestión es que al ser rizada, se me movía un montón y nada, la mitad de las veces la costura me dejaba suelta la puntilla. Al final lo hice a lo bruto: cosí el bajo y después cosí la puntilla. Se quedaron 2 costuras, y un poco peor, pero al menos solventé la papeleta.
Por último, os cuento cómo apañé los ojales del chalequillo. En las tiendas multiprecio compré este alicate ojetero, y le hices los ojetes yo misma. Tuvo lo suyo, pero no quedó mal.
Y nada más, espero que os guste aunque sea la mitad que a mí. He disfrutado un montón haciéndolo, y cuando vi a mi niña con él puesto, disfruté mucho más!

Besos!


1 comentario:

  1. Desde luego que te ha quedado muy bonito, aunque lo mejor es disfrutar haciendo y por supuesto disfrutar el doble cuando lo ves puesto da un subidón, jeje. La pifia del cuello ni se nota, si tu no nos lo cuentas nadie se da cuenta, asi que perfecto, muy buena idea. Que guapa de verdad, estoy deseando ver el traje de flamenca ...
    Un beso
    Mayra

    ResponderEliminar

Déjame un comentario, que me hace ilusión!